martes, 23 de junio de 2009

La “Bujía” creativa: John Santos


Con la aparición del novísimo álbum del percusionista John Santos, Perspectiva Fragmentada (Machete: 2008), este incansable luchador en solitario continúa persiguiendo la misma razón que lo ha motivado persistentemente en sus años de búsqueda creativa de nuevas posibilidades de encuentro entre el jazz y las raíces afro latinas.



En efecto, para quienes han seguido la carrera de este californiano de fuertes mezclas genéticas, no resulta sino gratificante reencontrarse una vez más con el elegante y profundo sonido que ha ido perfeccionando en su propuesta musical. Y es que John Santos se sigue vislumbrando como una auténtica máquina creativa de ritmos y sonoridades en sus entregas. Y esta no es la excepción.


Años después de sus más enfurecidas producciones, llenas de espíritu luchador y tambores guerreros, llena un trabajo de calidades únicas y delicadas, en cuyos surcos no solamente entrega arte y talento desbordados sino que opta por una mezcla de coros netamente afro latinos y una cuota inteligente de jazz latino, como en Campana La Luisa y el tema que le da nombre al disco, Perspectiva fragmentada. Pero no debo dejar de mencionar los tremendos temas Dos Esquinas, Mi corazón borincano y el tremendo danzón Israel y Arístides. El disco en, qué duda cabe, una sinfonía redonda de ritmos cubanos felizmente fusionados y entremezclados con la presencia americana y mestiza. Además, los músicos que participan son de primer nivel.


Revisemos juntos la trayectoria de este percusionista diferente, consolidado ya en sus formas y sonidos, pero que no deja de sorprendernos con su vena auténticamente latina, definidamente creativa y profundamente elegante.



John Santos, nacido en San Francisco, California, el 1° de noviembre de 1955, creció en una familia de raíces irlandesa, puertorriqueña y portuguesa. La música siempre fue parte de su vida familiar. De niño escuchaba música de Cuba y Puerto Rico, y también tuvo educación formal en clarinete, sin embargo lo que lo ha identificado y destacado es su carácter de percusionista y folklorista, promoviendo permanentemente su herencia musical antillana en el norte de California durante muchos años. Aparte de sus notables colaboraciones con Tito Puente, Pete Escovedo, Mark Murphy y Expresso, organizó en su momento la orquesta Batachanga, una de las mejores charangas que ha surgido en territorio estadounidense.


En su adolescencia comenzó a coleccionar grabaciones de famosos congueros, como Cándido Camero, Armando Peraza, Francisco Aguabella, y Mongo Santamaría, al punto tal que aquello que comenzó como un pasatiempo se tornó en una profesión excitante para Santos, como percusionista, productor musical, escritor y profesor. Por medio de su colección de discos comenzó a estudiar y aprender sobre la música afro-cubana y latina en general. La colección de Santos incluye una grabación hecha en Cuba en 1908, y él confiesa una fascinación con la música cubana.





Durante la secundaria, Santos recibió fuerte arremetida de la música de Carlos Santana, que le interesaba porque combinaba el rock con la música latina y las congas. Santos señala que tocar congas en un parque de su ciudad, fue una tradición establecida, hasta que lo arrestaron junto a otros compañeros músicos, acusados de romper la paz pública. Estos arrestos causaron mucha controversia y los cargos más tardes fueron retirados cuando surgieron acusaciones de racismo e intimidación por parte de la policía.




En 1988 John viajó a Europa, donde permaneció durante dos meses dando conferencias. Ese mismo año grabó el álbum Africa, Vol. 1 con el grupo Machete, con artistas especiales como Steve Turre, Orestes Vilató y Armando Peraza, que incluye mezclas de jazz latino y raíces africanas muy fuertes.


Percusionista consumado, Santos ha colaborado con grupos como Batucaje en el festival de jazz de Monterey y Cal Tjader en el Great American Music Hall. También ha enseñado en el Haight Ashbury Music Center, ha sido instructor en un taller de percusión en Mission High School, el primero de esta clase en las escuelas públicas de San Francisco. Ha creado además una serie de clases etnomusicales únicas y populares llamadas Raíces de salsa. Trabajó como programador-locutor de un programa en la estación de radio KPOO-FM en San Francisco, y escribe artículos para revistas internacionales como Modern Percussionist y Modern Drums.


No es en vano que se le ha denominado la "bujía” de la invención musical. Su extensa exploración de la música afro-latina le ha merecido créditos en conciertos y grabaciones con Eddie Palmieri, Cal Tjader, Lalo Schifrin, Irakere West, Danilo Pérez, Dizzy Gillespie, Tito Puente, Max Roach, Los Papines e Ignacio Berroa.


Santos, quien ha residido toda su vida en la zona de San Francisco, California, es también el fundador y director del Machete Ensemble, reconocido por integrar formas afrocubanas tradicionales con instrumentación contemporánea y vibrantes arreglos. La banda ha desplegado su repertorio totalmente original en el Festival de Jazz de La Habana, y ha compartido el escenario y el estudio con muchas figuras estelares del jazz afrocubano, incluyendo a Cachao, Armando Peraza, Chocolate Armenteros, Francisco Aguabella, Carlos Santana, Orestes Vilató y Steve Turre. Machete ha lanzado varios álbumes, incluyendo el aclamado África, y ha completado un álbum con el pianista Omar Sosa, con quien lanzó Nfumbe en 1997.



Músicos que lo acompañan en Perspectiva fragmentada:

Orestes Vilató, Jose Clausell Timbales
John Calloway Flute
Saul Sierra Baby bass
Marco Diaz Piano
Harold Muñiz, Johny Rodriguez Bongos, bell
Javier Navarrette Chekere, claves
Orlando Torriente Vocal, Coro
Bárbara Valladares Coro
Ismael Rodríguez Coro
Elena Pinderhughs Coro
Melecio Magdaluyo Tenor sax
Anthoiny Blea Violin
Michael Lanon Batá
Nelson Gonzalez Tres
Ray Vega Trumpet
David Belove Bass
Murray Low Piano
Paul Van Wageningen Drumset.


Dos Esquinas - The John Santos Quinted

Visitar

http://www.johnsantos.com/
http://www.descarga.com/cgi-bin/db/23633.10

Publicar un comentario